Suscríbase a nuestro boletín mensual INFÓRMATE, para recibir nuestros documentos digitales y lo más reciente de FUSADES.

Suscríbase

Cronobacter: un grupo de bacterias presente en el medioambiente y en los alimentos

Autor: 
Laboratorio de Fusades
Fecha: 
Vie, 09/01/2017

Tomado de; Revista Científica de la Universidad Autónoma de Coahuila 2014 Volumen 6 , No 12

Enterobacter sakazakii, reclasificada en 2008 como Cronobacter. Es una bacteria nueva en las infecciones transmitidas por los alimentos, por lo cual se le ha considerado como un patógeno emergente. Presente en forma natural en el medioambiente, que puede sobrevivir en ambientes extremadamente secos. Se ha encontrado en alimentos secos como la fórmula en polvo para lactantes, la leche en polvo, tés de hierbas y el almidón. También en las aguas residuales y se puede encontrar en otros lugares.

Enfermarse de Cronobacter no sucede muy a menudo pero a veces puede ser mortal en los bebés. Por lo general, esto puede ocurrir en los primeros días o semanas de vida. Normalmente, los CDC registran datos de aproximadamente 4-6 casos de enfermedades por Cronobacter en bebés todos los años, pero no es una enfermedad de reporte obligatorio.

La bacteria Cronobacter puede causar infecciones graves en la sangre (septicemia) o meningitis (inflamación de la membrana que recubre el cerebro y la columna vertebral). Los bebés de 2 meses de edad y los que son más pequeños tienen mayor riesgo de sufrir meningitis si se infectan con Cronobacter. Los bebés prematuros y los que nacen con el sistema inmunológico debilitado también corren mayor riesgo de enfermarse gravemente de Cronobacter. A sí como los ancianos y adultos inmunocomprometidos.

En los bebés, el cuadro suele iniciarse con fiebre. Suelen comer poco, llorar o tener muy poca energía. Hay que llevar a los bebés con estos síntomas de inmediato al médico.

Los preparados en polvo son los alimentos que más se han identificado con un alto riesgo para el crecimiento de este patógeno. Cronobacter es capaz de sobrevivir y mantenerse a temperatura ambiente durante periodos prolongados de tiempo en fórmulas infantiles en polvo. Las investigaciones realizadas sobre este patógeno indican que estos preparados pueden contaminarse a través de la materia prima o de otros ingredientes secos tras la pasteurización. También puede afectar al arroz crudo, el pan fermentado o el queso. No obstante, es importante recalcar que su incidencia es baja con una alta tasa de letalidad, que va de 10% -80%.

Esto ha significado un peligro para la salud de los lactantes ya que las condiciones inapropiadas de manufactura y almacenamiento de la leche en polvo han sido los principales factores de contaminación, es por eso que las fórmulas lácteas infantiles han sido identificadas como una importante fuente de contaminación por esta bacteria. 

La Organización Mundial de la Salud recomendó que para reducir el riesgo de contraer la enfermedad por Cronobacter spp, las fórmulas lácteas infantiles deberían ser reconstituidas con agua a temperaturas superiores a 70°C y que fueran consumidas como máximo hasta 2 horas después de su preparación

para minimizar el tiempo de almacenamiento y, si el almacenamiento es necesario, hacerlo por debajo de 5 °C. El agua caliente disminuirá el número de células vegetativas presentes y reducir el tiempo de almacenamiento reducirá la multiplicación de organismos que sobrevivan. 

Estas recomendaciones se pueden consultar en el documento de la FAO “Guidelines for the safe preparation, storage and handling of powdered infant formula” disponible en este enlace: www.cdc.gov/Cronobacter/definition.html

El Laboratorio de FUSADES ofrece el servicio analítico para la detección de Cronobacter mediante Tecnología Molecular con el “Sistema de Detección Genética GDS”.

Si necesita información la Unidad Especializada de Microbiología se encuentra disponible a través del correo dmelara@fusades.org o el teléfono 2248 5685.

Share

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.